Ads 468x60px

lunes, 27 de febrero de 2012

Woody Harrelson : Estrellas de Hollywood que fracasaron con sus restaurantes

famosos con restaurante

Muchas de las estrellas de Hollywood han intentado tener un restaurante de éxito pero en el camino muchos terminaron estrellados. Según publicó la web Planeta Joy, estos son algunos actores a los que peor les fue en el campo gastronómico




MODA
El actor Woody Harrelson gastó una fortuna en abrir O2, el primer bar de oxígeno en California. Los clientes pagaban 13 dólares para obtener un shot de oxígeno, a través de pipas saborizadas. Sin embargo, Woody no pensó en que la novedad acabaría rápido. El negocio no prosperó.

Actortes

¿RUDOS?
Planet Hollywood no era solo un restaurante, sino también un museo de objetos hollywoodenses, que se inauguró en 1996. Pero a los dos años ya registraba grandes pérdidas para Arnold Schwarzenegger, Bruce Willis y Sylvester Stallone. Los tres socios casi terminan a los puños en la cocina. En el 2000 Arnold dejó la sociedad y la cadena fue adquirida por otros dueños.

SIN PAGAR
Giorgia era el nombre del restaurante de Denzel Washington y Eddie Murphy. Vendía comida sureña y estaba ubicado en Los Ángeles. Junto a los dos actores participó el basquetbolista de la NBA, Kareem Abdul-Jabbar. El local abrió en 1993 y cerró sus puertas en el 2000. Dicen que se fueron sin pagar el último mes de alquiler.

BELLAS SIN SUERTE
Claudia Schiffer, Naomi Campbell y Elle Macpherson, abrieron una cadena de restaurantes en Europa. Se llamaba Fashion Café pero al parecer las cuentas no cuadraban a fin de mes. Al año y medio de abrir su sucursal en Barcelona, tuvieron que cerrar. Lo mismo ocurrió en otras partes de Europa. Hoy no queda nada.

MUCHOS EFECTOS
Dive! fue el nombre del restaurante creado por el director Steven Spielberg. El local, ubicado en un barrio de Los Ángeles, tenía la apariencia de un gran submarino. Mucha inversión (incluido los grandes efectos especiales) y poca gente. Tras una venta masiva, parte del gran submarino fue adquirido por un vagabundo a cambio de seis dólares, en 1999 cuando el negocio quebró en su totalidad.


NADA ATRACTIVO*

A pesar de que lo negaron durante mucho tiempo, Matt Damon y Ben Affkeck eran propietarios de The Continental. Hasta el 2001, año en que vendieron sus acciones con una pérdida aproximada de 100.000 dólares mensuales. Por su parte, Kevin Costner fundó The Clubhouse en el 2000, pero nueve años después tuvo que cerrar definitivamente. La idea era buena: comida gourmet y buen servicio, pero mala, malísima administración. Se hicieron gastos poco inteligentes y ‘El guardaespaldas’ no tuvo más remedió que venderlo todo.
NO RINDIÓ
En el 2008, antes de morir, el actor Paul Newman abrió un restaurante de hamburguesas, el Hampton’s, en Hollywood. Lo que no sospechaba era que su familia no se haría cargo del negocio tras su partida. Hace un año lo vendieron a muy bajo precio.

elcomercio

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...